Saltar al contenido

Cómo Limpiar la Plata Negra en Casa ¡Para que quede Brillante!

Imagen: Antes y después de limpiar la plata

Todos queremos tener nuestras joyas y enseres de plata y oro siempre en perfectas condiciones. Conoce a continuación 11 trucos sencillos para limpiar la plata en casa, utilizando unos pocos ingredientes de uso común, que le devolverán a tus objetos de plata ennegrecida su aspecto original sin apenas esfuerzo y sin ningún gasto económico.

¿Por qué la plata se pone negra?

La plata se pone negra, generalmente, al reaccionar con un componente del aire: el sulfuro de hidrógeno. Es por eso que, muchas veces, aunque hayas guardado tu pulsera de plata de Pandora en perfectas condiciones, cuando deseas volver a ponértela se ha oscurecido.

Imagen: Objetos de plata

Pero hay más motivos por los que la plata puede oscurecerse. El mismo contacto con la piel es uno de ellos, y es que hay personas que tienen un PH más ácido de lo normal, lo que puede contribuir al ennegrecimiento de las joyas de plata.

Asimismo, el contacto con productos cosméticos, como maquillajes o perfumes, o con el cloro del agua del grifo puede contribuir a que la plata pierda su lustre y brillo natural.

Si te interesa abundar en el tema, consulta ¿Por qué la plata se pone negra? [Resuelto]

11 formas caseras de limpiar la plata ennegrecida para que quede brillante

Pero no has de preocuparte. Salvo que la plata esté muy sucia y requiera de un pulido profesional, puedes limpiarla en casa con resultados magníficos. Aquí te mostramos once trucos sencillos con ingredientes que seguramente ya tienes en tu hogar.

Con bicarbonato

Solo necesitas bicarbonato sódico, agua tibia y un paño suave.

Imagen: Pasta de bicarbonato de sodio y aguaEl primer remedio para limpiar la plata de forma casera busca contrarrestar la reacción química que más comúnmente produce el ennegrecimiento de dicho metal. Es muy sencillo:

Instrucciones:

  • Forma una pasta vertiendo agua tibia en una cantidad grande de bicarbonato. Ten en cuenta que no debes diluirlo, sino generar una mezcla con suficiente cuerpo, como si se tratara de un dentífrico.
  • Cubre con la pasta toda la superficie que quieras limpiar. Esparce la mezcla sin miedo, que impregne bien la plata.
  • Tras un breve espacio de tiempo, retira la pasta aclarando con agua tibia y frota con delicadeza con el paño. La plata volverá a lucir en todo su esplendor.

El bicarbonato de sodio es el ingrediente casero más popular para limpiar los objetos de plata. Se puede utilizar de diferentes formas, así como combinado con otros ingredientes. Si escoges este método (recomendado) por favor consulta: Cómo limpiar la plata con bicarbonato (Paso a paso)

Con limón

Para limpiar la plata 925 cuando se pone negra también puedes utilizar limón. Solo te hará falta un cuenco profundo, un exprimidor y media docena de limones.

Instrucciones:

  • Exprime los limones y vierte el zumo en un recipiente.
  • Introduce en el mismo las piezas que quieras tratar y déjalas cubiertas por el jugo de limón durante toda la noche. A la mañana siguiente, al aclararla, verás cómo la plata que dejaste manchada por la noche luce de nuevo brillante.

Con vinagre

El vinagre te puede servir para limpiar la plata muy sucia o que se ha oscurecido mucho. Se trata de un remedio un poco más complicado; para llevarlo a cabo necesitarás agua destilada, vinagre, sal, una cacerola vieja, mascarilla, guantes de seguridad y pinzas.

Instrucciones:

  • Vierte el agua destilada en la olla. Es importante que sea destilada, ya que los minerales del agua corriente pueden generar una reacción con los ácidos del vinagre que dañarían tus joyas.
  • Por cada taza de agua que hayas empleado, añade una cucharada de sal y después vierte el vinagre. Es necesario que sigas el orden de los elementos, el truco no funcionará si primero echas el vinagre y después el agua.
  • Calienta la mezcla resultante y retírala del fuego justo antes de que empiece a hervir.
  • Mete las joyas en el líquido y déjalas reposar hasta que la suciedad desaparezca. Entonces, sácalas con las pinzas y seca con cuidado. Te recomendamos esta opción para cuando la plata se pone amarilla o especialmente negruzca.

Con pasta dental

Debes tener cuidado con este remedio, porque la pasta dental puede estropear algunos tipos de plata más delicados. Emplea el dentífrico solo para objetos de plata mate o satinada. Para ello, solo necesitas dentífrico suave sin agentes blanqueadores ni anti-sarro, agua, pañuelos de papel y un cepillo de dientes viejo con las cerdas desgastadas.

Instrucciones:

  • Humedece la pieza que deseas limpiar y aplícale un pequeño grano de dentífrico.
  • Utiliza un pañuelo de papel para extender la pasta de dientes en las piezas de más tamaño. Si se oscurece, es que la joya se está limpiando correctamente. Si hallas zonas difíciles, llega hasta ellas por medio del cepillo de dientes.
  • Deja pasar unos minutos para que el remedio surta efecto y retira la pasta de dientes con un chorro de agua. Frota suavemente con un pañuelo de papel para secar la plata sin dañarla.

Con papel aluminio

Imagen: Limpiar plata con bicarbonato y papel de aluminioEl papel de aluminio por sí mismo no hará que la plata se limpie, pero es un elemento fundamental (junto con el bicarbonato) en procesos como el que sigue:

Instrucciones:

  • Forra un recipiente con papel de aluminio y llénalo de bicarbonato y agua caliente.
  • Introduce los artículos de plata que desees tratar de manera que queden en contacto con el papel lo máximo posible, deja actuar alrededor de una hora y seca suavemente la plata.

Con salsa valentina

La salsa valentina también puede utilizarse como limpiador o abrillantador de metales debido a su contenido en ácido acético. El procedimiento no tiene ningún secreto: utilízala como un limpiador normal, rociando el objeto con la salsa, frotando con un paño suave y aclarando bien al final.

Con sal

Para limpiar tu plata con sal, sigue el remedio que te hemos explicado bajo el epígrafe Con papel aluminio sustituyendo el bicarbonato por sal marina. Disuelve bien la sal y deja reposar el objeto alrededor de 15 minutos para que recupere el brillo.

Con líquido lavavajillas

Si la suciedad no está muy incrustada, puedes lavar la plata con líquido lavavajillas corriente. Bastará con una gota y has de aclarar con abundante agua.

Con amoniaco

El amoniaco es muy abrasivo, por lo que has de tener mucho cuidado al limpiar con él la plata. Si se trata de una joya con gemas engarzadas, es mejor que utilices otro de nuestros trucos de limpieza; sobre todo si hay perlas, ya que el amoniaco corroerá el nácar y la perla perderá su iridiscencia.

En los demás casos, solo has de mezclar agua caliente y amoniaco en la misma proporción y sumergir el objeto. Sácalo en cuanto lo veas limpio.

Con goma de borrar

La goma de borrar solo sirve para suciedad superficial, pero no daña en absoluto la plata, por lo que constituye un buen comienzo. El método no tiene ningún misterio: simplemente, borra la mancha como si se tratara de un trazo de lápiz. Si queda algún rastro, aclara y seca con un paño suave.

Con cáscara de banana

Con una cáscara de banana fresca, realiza movimientos circulares sobre la plata que deseas limpiar. Después, aclara y seca. Este es un remedio muy interesante para objetos de más tamaño, como la cubertería o las fuentes.

Consejos para limpiar las joyas de plata

Imagen: Limpiando las joyas de plata

A la hora de limpiar tus joyas, debes valorar tanto el grado de suciedad como la delicadeza de cada una de las piezas. Si tienes dudas, comienza por los métodos más suaves para evitar causar daño a las joyas. Y, si con los métodos más expeditivos no consigues resultados, acude a un joyero antes de probar tú mismo con productos químicos de venta en supermercados. El especialista sabrá pulir la pieza para que quede en perfectas condiciones sin causarle desperfectos.

Respuestas rápidas a preguntas frecuentes

¿Cómo limpiar la plata expuesta al cloro o lejía?

Tanto el cloro como la lejía ennegrecen la plata, pero no causan daños irreparables. De hecho, puedes lograr que luzca como el primer día aplicando cualquiera de los remedios expuestos arriba. ¿Nuestro preferido para estos casos? La goma de borrar para la suciedad causada por cloro y el vinagre para la lejía.

¿Cómo limpiar la plata de malas vibras?

Ya te hemos explicado por qué la plata se pone negra. La creencia de que se debe a la absorción de malas vibras es falsa; la plata no tiene poderes mágicos y no sirve como amuleto. Por lo tanto, si ves que tus joyas se han oscurecido, límpialas como te hemos indicado: simplemente has de revertir el proceso por el que se han manchado.

¿Cómo evitar que la plata se oscurezca?

La mejor manera de evitar que la plata se ponga negra es mediante una limpieza preventiva. Así, cada vez que uses tus joyas y antes de volver a guardarlas, resulta conveniente que las limpies delicadamente con una gamuza suave. Si la humedeces con agua, mejor.

Por supuesto, has de evitar realizar ciertas actividades con las joyas de plata puestas, como lavarte las manos, ducharte o proceder a la limpieza del hogar.

Otro consejo sencillo es que te pongas tu pulsera, collar o anillo justo antes de salir de casa, después de que el perfume o la crema hidratante hayan sido perfectamente absorbidos por la piel. Con estos sencillos gestos, contribuirás a que tu plata luzca siempre brillante y en perfecto estado. ¡Deja que te deslumbre!

Video: ¿Cuál de estos remedios caseros funciona mejor?